La precariedad de las redes amenaza el desarrollo de las renovables en Colombia, según Fitch Ratings

Share

 

El actual Gobierno de Colombia busca ampliar las fuentes de energía renovable no convencional para reducir su dependencia de la energía hidroeléctrica. En condiciones hidrológicas normales a altas, Colombia satisface aproximadamente el 80% de la demanda energética del país a través de plantas hidroeléctricas, lo que hace que el sistema sea vulnerable a las condiciones climáticas de sequía y conduce a la volatilidad de los precios al contado. Sin embargo, el eventual desarrollo de las energías renovables no convencionales tiene el potencial de reducir el despacho y posiblemente reemplazar las formas menos eficientes de generación de electricidad, como las centrales eléctricas de fuel y algunas plantas de gas natural de ciclo simple.

Las recientes subastas de energía renovable no convencional podrían ayudar a diversificar la matriz de generación eléctrica del país y a reducir los costos del sistema. A finales de 2019, el gobierno adjudicó cerca de 2.500 MW de proyectos solares y eólicos, principalmente en la región del Caribe nororiental del país, que se espera que entren en funcionamiento durante 2022-2023. Además, el presidente, Iván Duque, anunció que el país lanzaría una nueva subasta para instalar 5 GW renovables en 2021.

La corporación financiera estadounidense Fitch Ratings ha publicado un informe según el cual, la mayoría de los proyectos adjudicados no entrarán en funcionamiento según lo previsto debido a problemas de transmisión entre la costa del Caribe y la región central del país.

“La red eléctrica de esta zona se ha visto obstaculizada por cuellos de botella en la transmisión que, históricamente, han dificultado el acceso a la electricidad rentable. Si bien estos proyectos, en su mayoría eólicos, tienen fechas de operación comercial (COD) en 2022 y 2023, Fitch espera que no cumplan con estos plazos debido a los retrasos en las expansiones de las líneas de transmisión para conectarlos a la red eléctrica del país”, afirma la entidad.

El grueso de los proyectos de transmisión ha sufrido importantes retrasos debido a las dificultades para obtener las licencias medioambientales y a que algunos proyectos no se han terminado o ni siquiera han empezado a consultar a las comunidades locales afectadas. “La pandemia de coronavirus pesa sobre el progreso de estos proyectos.”, añade Fitch.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.

Popular content

Copec anuncia BESS por 105 MW / 420 MWh para el proyecto Granja Solar, en Chile
16 julio 2024 En abril de este año, Copec adquirió el parque fotovoltaico Granja Solar, con una capacidad de generación de 123 MWp y ubicado en la región de Tarapac...