La fotovoltaica en el mundo: Argelia, La India, Estados Unidos, Corea

La recién nombrada Ministra de Energías Renovables de Argelia, Fatma Zohra Zerouat, ha anunciado que la tan esperada licitación para la asignación de 4 gigavatios de potencia fotovoltaica anunciada en los meses pasados por el gobierno argelino se atrasará una vez más. La publicación del documento de solicitud de propuesta para la primera fase de la licitación, en la que se asignarían aproximadamente 1,35 gigavatios, estaba prevista para finales de marzo, a más tardar para la primera mitad de abril. El cambio de gobierno y el nombramiento de un nuevo ministro de energía, así como la creación ex novo de un ministerio para las energías renovables, han complicado las cosas y, por lo tanto, atrasado de nuevo la licitación, que se anunció por primera vez en 2014. Desde entonces, el gobierno ha cerrado un programa de tarifas de inyección para grandes proyectos fotovoltaicos que nunca llegó a aplicarse con la esperanza de que las grandes plantas solares pudiesen construirse a precios más bajos a través de un nuevo mecanismo de licitación. La ministra Zerouat ha anunciado ahora que el nuevo esquema de subasta se delegará a una comisión especial y que los resultados del análisis de la nueva entidad serán publicados juntos con el nuevo plan de acción para las renovables que ella misma está desarrollando, sin decir exactamente una fecha concreta.

En Kurnool, en el estado indio de Andhra Pradesh, se ha conectado a la red la planta solar en operación más grande del mundo, el parquet solar Kurnool, de 1 gigavatio. La instalación es uno de los “megaproyectos” solares gigantes promovidos por el gobierno central del país. Una parte del proyecto de 500 megavatios fue construida por la empresa local Greenco, mientras que la otra mitad fue instalada por el conocido grupo industrial Adani y por las empresas Azure Power y SBG Cleantech. El proyecto en su conjunto fue desarrollado por la empresa estadounidense SunEdison, que ahora está en quiebra, y que había ganado una subasta celebrada en diciembre de 2015 a un precio de 0,071 dólares por kilovatio hora.

El grupo industrial alemán Siemens y la empresa energética estadounidenses AES han anunciado la creación de Fluence, una filial común para el desarrollo de tecnologías de almacenamiento. La nueva empresa tiene el objetivo de crear plataformas de desarrollo y venta de sistemas de almacenamiento de energía en 180 países. Las dos empresas, que tendrán cada una de ella una participación del 50 por ciento en la joint venture, tienen una capacidad instalada total de sistemas de almacenamiento en todo el mundo de aproximadamente 463 megavatios. La nueva empresa suministrará productos tanto para la producción de electricidad a través de microredes como para la generación de energía a gran escala.

En Corea del Sur, la empresa Korea Rural Community Corp. ha anunciado un plan para instalar 280 megavatios de potencia fotovoltaica flotante en tres emplazamientos diferentes. Dos plantas de un total de 200 megavatios se instalarán en dos lagos en la región de Chungcheongnam, mientras que otra instalación de 80 megavatios está prevista para la provincia de Jeollanam. La empresa está ahora buscando desarrolladores para los tres proyectos y las propuestas se pueden enviar hasta el 12 de octubre. La empresa francesa Ciel et Terre, especialista de la fotovoltaica flotante, está actualmente construyendo la primera instalación de este tipo en el país. Se trata de una central de casi 500 kilovatios en la provincial de Chungcheonbuk. Además, la empresa hidroeléctrica local Korea Water Resources Corp (K-water) firmó el año pasado un acuerdo con el grupo coreano LG para instalar plantas solares flotantes en diferentes áreas del país.