Conjuga La Habana, esfuerzos internacionales para la creación de un centro de investigación universitario en temas fotovoltaicos

Share

El proyecto ubicado en el Centro de Investigaciones en Microelectrónica de la Facultad de Telecomunicaciones y Electrónica de la Universidad Tecnológica de La Habana José Antonio Echeverría, CUJAE, es apoyado por instituciones de Alemania, México y Cuba.

El objetivo: Capacitar a estudiantes de pregrado, técnicos y especialistas en el estudio de celdas solares.

El centro fotovoltaico se inscribe dentro de la política para el desarrollo de las fuentes renovables de energía y la eficiencia energética, aprobada en 2014 con un programa hasta 2030.

El sistema de celdas instalado tiene una capacidad de unos 20 Kw y su fin es “principalmente didáctico, de capacitación”, explicó el director del centro, Enrique Ernesto Valdés Zaldívar.

El parque fotovoltaico experimental y didáctico va a aportar al centro de investigación para que consuma menos energía de la red nacional, pero no será un sistema de respaldo.

El Centro de Investigaciones que cumplió 50 años de fundado el pasado mes de octubre ha formado especialistas que han llevado la electrónica a un lugar de avanzada y ha colaborado en la formación de profesionales del centro de estudios “Combinado de Componentes Electrónicos Ernesto Che Guevara, de Pinar del Río”, destacó Valdés Zaldívar.

El Centro de Investigaciones en Microelectrónica, ubicado en la antigua carretera de Vento, en Capdevila, cerca de la avenida Boyeros, tiene hoy relaciones de trabajo con organismos e instituciones del país y las universidades de La Habana, Las Villas, Oriente y Pinar del Río.

“El centro está abierto a todas las instituciones del país. La idea es que, una vez que ya contamos con esta tecnología, podamos reinaugurarlo, algo que sucederá en breve, y que siga abierto a la colaboración con distintas universidades del país y otras instituciones afines”.