Nicaragua quiere instalar cinco plantas FV de un total de 180 MW

Share

Entre los proyectos prioritarios para potenciar inversiones, el Ministerio de Energía y Minas (MEM) de Nicaragua ha incluido la construcción de varias plantas fotovoltaicas a gran escala en diferentes regiones del país.

Los proyectos están alistados en el documento Políticas y Proyectos de Desarrollo Para Potenciar la Inversión 2019-2021 publicado por el mismo ministerio en su página web.

Algunas de las plantas solares mencionadas, por una inversión total de aproximadamente $33 millones, se deberían ubicar en la Costa Caribe del país, mientras que otras cinco plantas solares de 30 MW cada una se emplazarán en zonas no especificadas. Las cinco plantas necesitarían de una inversión total de $180 millones y la fecha de inicio de su operación ha sido fijado por 2027.

La lista de los proyectos, incluye, además, la fase dos del plan desarrollo de las renovables en las áreas rurales por una inversión total de $26,6 milliones, así como otros proyectos de infraestructuras energéticas.

El el documento, el MEM recuerda también todos los incentivos que se están actualmente otorgando a las fuentes renovables, que son los siguientes:

  • La exoneración del pago de los derechos arancelarios de importación (DAI) y del pago del impuesto al valor agregado (IVA) para maquinaria, equipos, materiales e insumos destinados exclusivamente para las labors de preinversión y las labors de construcción de las obras.
  • La exonerarción del pago del impuesto sobre la rente (IR) del pago mínimo definido del IR establecido en la Ley No. 453, Ley de Equidad Fiscal, por un período máximo de 7 años a partir de la entrada en operación comercial del proyecto.
  • La exoneración de los impuestos municipales vigentes, sobre bienes inmuebles, ventas, matrículas durante la construcción del proyecto, por un período de 10 años a partir de la entrada en operación comercial del proyecto.
  • La exoneración de todos los impuestos que pudieran existir por explotación de riquezas naturales por un período máximo 5 años después del inicio de operación.
  • Exoneración del impuesto de timbres fiscales (ITF) que pueda causar la construcción u operación del proyecto o ampliación por un período de 10 años.

Estos incentivos se confirmaron con la reforma de la Ley 532 para la Promoción de Generación Eléctrica con Fuentes Renovables, aprobada en enero de 2018, que prolonga de hecho los incentivos fiscales para las energía renovables por otros cinco años. A través de sus nuevas políticas para las renovables, el gobierno de Nicaragua quiere incrementar la cuota de generación de energía basada en energías renovables aproximadamente del 55 por ciento en el año 2018 al 64 por ciento en el año 2023 y al 73 por ciento en el año 2030.

Pese a todas las medidas implementadas, sin embargo, el nivel de desarrollo de la fotovoltaica en el país queda muy limitado con apenas dos plantas solares instaladas y unas pocas cuantas instalaciones residenciales y comerciales.