El Gobierno de Brasil podría instalar panales solares en el Proyecto de Integración del Río San Francisco

Share

El Proyecto de Integración del Río San Francisco (PIRSF) es un emprendimiento que actualmente lleva a cabo el Ministerio brasileño de Integración Nacional. Pretende interconectar las represas estratégicas del Norte Noreste con el Río San Francisco y reconducir su cauce para garantizar agua a más de 12 millones de habitantes de los 390 municipios de los estados más vulnerables a la sequía en los estados de Ceará, Paraíba, Rio Grande del Norte y Pernambuco.

El bombeo del agua supondrá un gasto de electricidad de unos 61 millones de dólares al año (240 millones de reales al año).

Pero el proyecto también puede utilizar para generar energía: la Compañía Hidroeléctrica de San Francisco ha instalado una planta solar fotovoltaica flotante en el tramo del río que baña la ciudad de Sobradinho, en Bahía. La plataforma piloto del proyecto incluye 7.300 módulos que cubren un área de 10.000 metros cuadrados, capaces de generar 1 MWp, que se ampliará en otros 4 MWp en 2019, resultando en una construcción de 50.000 metros cuadrados y 35.000 módulos.

Ahora, el Ministerio de Integración Nacional ha hecho público un estudio de viabilidad según el cual el área de los canales que atraviesan Ceará, Paraíba, Rio Grande del Norte y Pernambuco sumaría casi 3,5 GW de capacidad si se instalaran paneles fotovoltaicos en la zona. La inversión sería del orden de R$ 15,72 mil millones (4 mil millones de dólares) y se podrían crear 100.000 puestos de trabajo.

El estudio contempla tres posibilidades:

  • autoconsumo (generar únicamente la energía necesaria para el bombeo)
  • generar la energía necesaria para el autoconsumo y vender el excedente
  • “generación total”: aprovechar todo el potencial de generación disponible. En el este último caso, la capacidad instalada podría ser de 3,54 GW, un potencial que podría atraer a inversores privados.