Energía solar en la crisis fronteriza entre Colombia y Venezuela

Share

La Ciudad de Cúcuta, en el Departamento de Norte de Santander, Colombia, está sufriendo una grave crisis humanitaria: debido a su ubicación fronteriza con Venezuela, se ha paralizado el intercambio comercial en la zona y la frontera se ha cerrado de manera indefinida para evitar migraciones masivas. Solo los transeúntes pueden desplazarse.

Sin embargo, algunas empresas como Impormar de Colombia y Blue Point Energy apuestan por la economía de la región: Blue Point Energy ha llevado a cabo la instalación de una de las plantas solares sobre techo industrial más grande de Colombia, formada por 250 módulos y 6 inversores.

El proyecto, que ha supuesto una inversión de 500 millones de pesos ($US 166.000) tiene una potencia de 70 kW y se ampliará próximamente hasta los 100 kW. Además del ahorro en la factura de la luz, ha sido la conciencia con el medioambiente la que ha motivado a la empresa a instalar un sistema fotovoltaico.

Blue Point Energy es una empresa 100 % colombiana que cuenta con 10 años de experiencia en la instalación y mantenimiento de plantas solares a mediana y gran escala. Su trabajo está certificado por la Agencia Alemana de Energía Solar (DGS).

Según informa Ramiro Molina, gerente de Blue Point Energy, “queremos reinventar la energía solar con un fin único: ponerla al alcance de todos”. Para ello, “acompañamos a nuestros clientes en el direccionamiento jurídico para recibir incentivos tributarios que implican ventajas económicas a la hora de la inversión”, afirma.

La ANLA (Autoridad Nacional de Licencias Ambientales) y la UMPE (Unidad de Planeación Minero-Energética) ofrecen diferentes incentivos:

-Renta: Los obligados a declarar renta que realicen directamente inversiones tendrán derecho a reducir anualmente de su renta por los 5 años siguientes al gravable en que hayan realizado la inversión, el cincuenta por ciento (50 %) del valor total de la inversión realizada. El importa máximo es de 90.000.000 de pesos colombianos.

– IVA: La compra de equipos, elementos, maquinaria y servicios nacionales o importados que se destinen a la preinversión e inversión, para la producción y utilización de energía a partir de las fuentes no convencionales estarán excluidos de IVA. La exención supone hasta 32.000.000 de pesos colombianos.

Blue Point Energy tiene sedes en Cúcuta y Barranquilla y planea una tercer en Cartagena de Indias.