La fotovoltaica en el mundo: Estados Unidos y Francia

Share

La generación de energía solar, en todas sus formas y tamaños, creció un 40,5 % en 2017 respecto a 2016, y solar representó poco más del 1,9 % de toda la electricidad generada en Estados Unidos en 2017. En 2015 generaba menos del 1 %, por lo que ha duplicado su papel en el mix eléctrico del país en el transcurso de dos años.

En cuatro estados, la fotovoltaica generó incluso más del 10 % de la generación total de electricidad: En California fue el 15 %; en Hawái, el 11,8 %; en Nevada el 10,8 % y en Vermont el 11,5 %. Además, el 77% de la generación total de electricidad en el Distrito de Columbia proviene de la energía solar.

Ninguna fuente de energía está creciendo tan rápido como la solar. Si la tasa de crecimiento de aproximadamente el 40 % de la energía solar de 2016 a 2017 continúa durante los próximos tres años, más del 5% de la electricidad de EE. UU. provendrá de la energía solar en 2020.

Parte de la razón de esta enorme cantidad de crecimiento se debe al enorme volumen de instalación que se produjo en 2016: 14,6 GW. Además, la generación solar experimentó un impulso inusualmente alto en 2017. Esto no es probable que se repita en 2018, ya que el volumen de instalación de 2017 ha sido más constante durante el año y el volumen total fue menor.

 

En Francia también hay buenas noticias para la solar: el país instaló 875 MW de nueva capacidad fotovoltaica en 2017, según las últimas estadísticas publicadas por el Ministerio de Transición Ecológica e Inclusiva (MTES). Esto es un 49 % más que en 2016, que sumó 16.491 instalaciones fotovoltaicas por un total de 587 MMW conectados a la red en el país.

El crecimiento del año pasado fue posible gracias a un sólido cuarto trimestre, en el que se implementaron más de 394 MW de nuevos sistemas fotovoltaicos. Se instalaron 183 MW en el tercer trimestre, 213 MW en el segundo trimestre y solo 86 MW en el primer trimestre de 2017.

Alrededor de dos tercios de la capacidad del año pasado, es decir, 577 MW provienen de instalaciones fotovoltaicas que superan en tamaño 250 kW, mientras que la categoría de sistemas fotovoltaicos que varían en tamaño desde 100 kW a 250 kW representa solo 44 MW. La segunda categoría más grande fue la de proyectos fotovoltaicos con una capacidad entre 36 kW y 100 kW, que sumaron 162 MW. Los 93 MW restantes corresponden a sistemas que no superan los 36 kW de tamaño.

En general, la potencia fotovoltaica instalada acumulada de Francia llegó a 8.044 MW a fines de diciembre de 2017. De esta capacidad, 7.658 MW están ubicados en la parte continental de Francia, mientras que los 386 MW restantes están instalados en los territorios de ultramar de Francia.

Además, el MTES ha informado de que la producción de electricidad a partir de fuentes solares aumentó un 12 % el año pasado con alrededor de 8,6 TWh. Esto fue suficiente para cubrir alrededor del 1,8 % de la demanda de energía de Francia en 2017, mientras que en el año anterior este porcentaje fue del 1,6 %.