JinkoSolar, Longi y JA Solar afirman que los módulos de 182 mm ofrecen el menor LCOE para grandes plantas

Share

 

Los fabricantes chinos de paneles solares JinkoSolar, Longi y JA Solar han publicado un white paper con el que pretenden mostrar lo que, en su opinión, son las ventajas para los promotores de proyectos fotovoltaicos a gran escala de utilizar módulos fotovoltaicos fabricados con obleas M10 de 182 mm.

«El módulo de tamaño de oblea de 182 mm es la solución más rentable basada en el análisis en profundidad de varias condiciones límite de toda la cadena de valor industrial», se lee en el documento. «Si no se mejora la eficiencia, un mayor aumento de la potencia del módulo con módulos de mayor tamaño no logrará reducir los costes del sistema».

Los tres fabricantes hicieron hincapié en los crecientes riesgos de fiabilidad asociados a los productos más grandes y potentes y reiteraron el conocido dicho «lo más grande no siempre es lo mejor», escuchado en los últimos meses por todas aquellas empresas que decidieron no apostar por las obleas de 210 mm y los módulos con una potencia superior a 600 W. JA Solar, sin embargo, lanzó un producto de 800 W en agosto.

Según el análisis realizado por las tres empresas, en el que se han tenido en cuenta factores como la fabricación, el transporte, la instalación, el rendimiento de la generación de energía y la adecuación del sistema, el peso ideal de los módulos para su fácil implantación es de 33,3 kg y el peso máximo no debe superar los 35 kg. Además, el grosor del vidrio de los productos bifaciales no debe ser superior a 2 mm. «Bajo la premisa de una estructura de dos 2 mm por dos, de doble vidrio, y un control razonable del coste del marco, el tamaño del módulo debe estar dentro de un límite, de lo contrario su capacidad para resistir la carga estática y dinámica se debilitará seriamente», declararon los expertos de las tres empresas, añadiendo que la rotura del vidrio y las microfisuras son más frecuentes si se superan estos parámetros de tamaño y anchura.

En términos de rendimiento y eficiencia, las obleas de 182 mm no difieren sustancialmente de los productos de 166 mm, sin embargo, pueden proporcionar una importante reducción de costes en el balance del sistema (BoS), debido a su mayor tamaño y corriente. Estos menores costes se consiguen gracias a tres factores principales Un diseño de bastidor más grande que reduce los costes de soporte y cimentación de pilotes por vatio; una menor longitud de los cables que conectan las cadenas fotovoltaicas y las juntion box, o los inversores string; y un menor coste de mano de obra asociado al aumento limitado del tamaño del producto. «El módulo de 182 mm de tamaño es compatible con el diseño de dos filas de bastidores verticales (2P) y cuatro filas de bastidores horizontales (4L), y puede adaptarse a diferentes condiciones del terreno ajustando el número de cadenas en un solo bastidor», señala el documento.

Los fabricantes compararon los costes de BoS de los módulos del tamaño de una oblea de 182 mm y de los productos de 210 mm instalados en el bastidor 4L, y descubrieron que los primeros tienen una ligera ventaja en cuanto a costes de bastidores, cimentado y terrenos. «Una corriente de trabajo excesiva de un módulo provocará un aumento significativo de las pérdidas de calor en la superficie de contacto metálica de la célula, la cinta y el busbar, lo que aumentará en cierta medida la temperatura de trabajo del módulo», afirman los expertos.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.