Chile: Enel, Grupo Saesa y Chilquinta ofrecen incentivo para adopción de medidores inteligentes

Share

El Ministerio de Energía de Chile ha anunciado que las tres empresas distribuidoras Enel, Grupo Saesa y Chilquinta están dispuestas a ofrecer un incentivo de 10 mil pesos (aproximadamente 15 dólares estadounidenses) a los propietarios de medidores antiguos que los cambien por los dispositivos inteligentes. “El pago de estas tres empresas beneficiará a más de 2,4 millones de hogares”, dijo la ministra de energía, Susana Jiménez.

La Mesa Técnica la Comisión Nacional de Energía (CNE), según informa el mismo ministerio, se reunirá ahora con respresentantes de las tres empresas para definir la forma de pago del incentivo, así como los protocolos de aviso, recepción y reposición de los medidores.

“Sabemos que el recambio implica un importante esfuerzo en informar y orientar a las personas de los beneficios de los medidores inteligentes, que se traducen en tener menores interrupciones de electricidad y una más rápida reposición. Por eso mantenemos nuestro llamado al resto de las distribuidoras eléctricas a que sumen a este desafío país de apurar la modernización”, dijo también la ministra.

La cuestión de los medidores inteligente atrajo mucha atención durante las semanas pasadas, después de que varios medios de prensa levantaron el tema de los costos. La Asociación Chilena de Energía Solar (Acesol) emitió un comunicado para presentar su posición al respecto, con el cual hizo muy claro que los nuevos dispositivos, además de modernizar el sistema eléctrico chileno, ofrecerán una ventaja indiscutible a todos los consumidores de energía eléctrica, y sobre todo a los clientes residenciales, que quieran instalar un sistema fotovoltaico, ya que la bidireccionalidad de los nuevos medidores les permitirá controlar directamente el exceso de energía inyectado a la red bajo el esquema de net billing.

Acesol, sin embargo, pidió hacer más claridad en cuanto al uso y propiedad de la información del medidor.