Palmeira, en Paraná (Brasil), contará con tres plantas de energía solar

Share

El gobernador Beto Richa se reunió este lunes en el Palacio Iguaçu con la representante de la Compañía Aeroespacial China, Flora Wei; el presidente de FAAD Consultoría y Planificación, Fernando Augusto Filho; y el alcalde de Palmeira, Edir Havrechaki, para discutir acerca de la instalación de tres plantas fotovoltaicas en el municipio de Palmeira.

La inversión privada inicial de la primera planta será de 8 millones de dólares, y generará 200 empleos directos.

Paraná será el primer estado de Brasil en albergar el modelo de consorcio de empresas con mini-generación distribuida, donde cada persona puede producir su propia energía. La energía generada se comercializará a las empresas que muestren interés y será distribuida por Copel.

Durante el encuentro, Richa destacó la importancia de incentivar ese modelo energético para el medioambiente y para suplir la creciente demanda de energía. “Es un emprendimiento que va a traer desarrollo al municipio, que resultará en más empleo y renta y, principalmente, en la generación de energía limpia y sostenible”, dijo.

El Grupo cuenta con empresarios chinos y alemanes intermediados por la FAAD Consultoría y Planificación. Para el alcalde Edir Havrechaki, la instalación de una empresa de este porte significa un avance hacia la economía del municipio.

“Palmeira será un modelo para la energía fotovoltaica en Brasil. Esa renta que va a generarse será muy importante para la ciudad, elevando los índices de desarrollo humano y de la calidad de vida “, dijo. El alcalde agradeció, también, el apoyo del Gobierno del Estado a la hora de captar empresas. “Estamos muy agradecidos a todo el equipo del gobierno que ha dedicado todos sus esfuerzos a hacer que esas inversiones lleguen hasta las ciudades”, afirmó.

Se espera que, con la instalación del parque fotovoltaico, el municipio de Palmeira pase a ser punto de referencia en tecnología y energía limpia.

La primera planta se instalará en un terreno de 113.000 metros cuadrados cedido por el ayuntamiento, y producirá hasta 7,3 megavatios de energía en períodos de 8 a 12 horas de funcionamiento. La electricidad producida se destinará exclusivamente a las industrias del Paraná. Esta será la primera planta de un proyecto de construcción de otras dos, ya lo largo de 2 años se espera una inversión de 300 millones de dólares, con la creación de 450 empleos al final del proyecto.

El presidente de la FAAD, Fernando Augusto Filho, destacó el apoyo del Gobierno del Estado para viabilizar el proyecto. “Paraná es el primer Estado de Brasil en recibir ese tipo de emprendimiento venido de China dentro del modelo de energía renovable”, subrayó.