La fotovoltaica en el mundo: Turquía, Estados Unidos, Estonia y Reino Unido

A finales de junio de 2017, Turquía había alcanzado los 1.503 MW de capacidad fotovoltaica instalada, según estadísticas de la asociación solar turca Günder, que se basan en el informe mensual de estadísticas eléctricas de la autoridad reguladora del mercado energético del país.

Según estas cifras, en los primeros seis meses del año la nueva potencia fotovoltaica fue de unos 553,2 MW. En todo 2016, las nuevas instalaciones alcanzaron los 656,6 MW. Esto significa que el desarrollo de este año probablemente será el mejor registrado en el país. Además, Günder prevé que la capacidad instalada de Turquía pueda cruzar el umbral de 2 GW a finales de este año, permitiendo así el despliegue de más de 1 GW de energía solar.

Si se confirma la tendencia actual, Turquía podría convertirse en el tercer mayor mercado fotovoltaico de Europa en 2017, después de Alemania y Reino Unido, que podrían superar los 2 GW de nueva capacidad solar.

El segundo trimestre de 2017 fue otro trimestre récord para el mercado solar de Estados Unidos, según un informe publicado por GTM Research y la asociación solar estadounidense SEIA, que revela que el mercado creció un 8 % en el último trimestre gracias a 2,4 gigavatios de nuevas instalaciones.

Este crecimiento fue determinado por la solar de gran escala, que representó el 58 % de la nueva capacidad. Los segmentos residenciales y comerciales también mostraron un fuerte crecimiento. GTM Research estima un aumento del 31 % con respecto al año anterior en el sector no residencial, que incluye instalaciones gubernamentales y sin ánimo de lucro.

Como estos dos sectores están creciendo, la geografía de la energía solar también está cambiando y se está ampliando a través del país, alcanzando también el suroeste y el noreste. Texas comenzó a cumplir su promesa, y se presentó como el segundo mayor mercado estatal con 378 MW de nueva potencia instalada.

La eléctrica estatal de Estonia, Eesti Energia, comenzará a ofrecer soluciones solares a sus clientes en el marco de un plan para producir el 40 % de su electricidad a partir de fuentes de energía renovables en 2020.

La compañía dijo que ofrecerá soluciones de arrendamiento solar así como proyectos llave en mano para el autoconsumo a sus clientes a partir del próximo otoño.

En cuanto a su oferta de leasing, el jefe de ventas de energía de la empresa, Karla Agan, dijo: “Ofreceremos un nuevo y único servicio completo en Estonia que permitirá a los consumidores utilizar la energía solar sin autofinanciación. El cliente puede concentrarse únicamente en su negocio principal y dejar todo lo relacionado con la producción de energía solar a Eesti Energia. El cliente solo tiene que pagar por la electricidad que se producirá sobre la base del precio acordado. ”

El primer proyecto de este tipo se desarrollará en el tejado de una granja lechera de la compañía local OÜ Estonia por parte de la filial Eesti Energia Enefit Taastuvenergia.

El regulador de energía británico Ofgem ha permitido a tres proyectos solares de la empresa Anesco que utilizan tecnología de almacenamiento tener acceso al programa de incentivos para las renovables de gran escala Renewable Obligation Certificate (ROC). Tres granjas solares de Anesco ubicadas en Northampton, Chesterfield y Stratford-upon-Avon, cada una de 5 MW de potencia y con una batería de 1,1 MWh, han recibido la aprobación de Ofgem para seguir recibiendo ROC para la electricidad exportada a la red y, lo que es más importante, para la que se almacena en las baterías y se libera en las horas punta para ayudar a estabilizar la red.

Luke Hargreaves, jefe de las energías renovables de Ofgem, dijo: “El almacenamiento de la batería puede ayudar con el equilibrio del sistema y ahorrar dinero a los consumidores al igualar la oferta y la demanda. Tiene el potencial de desempeñar un papel importante ya que el Reino Unido está realizando una transición a un sistema energético de bajo carbono, más inteligente y flexible”.

Anesco tiene una cartera instalada de 28 sistemas de almacenamiento con una capacidad total de 29 MW en todo el país.