Gobierno brasileño descontrata 249,7 megavatios de solar

El Ministerio de Minas y Energía (MME)  de Brasil ha anunciado haber cancelado contratos PPA por un total de 557,4 MW de capacidad de generación de energía renovable que se habían contratado en las tres subastas para proyectos de energías renovables (Leilão de reserva) celebradas entre 2014 y 2015.

Estos contratos fueron cancelados a través de una subasta, lanzada en abril, que tenía por objeto cancelar los proyectos de energía seleccionados en las subastas de energía de reserva que no se estaban llevando a cabo. Con este nuevo tipo de subasta, los desarrolladores ganadores en las subastas que tengan problemas con la realización de los proyectos pudieron hacer una oferta para que sus contratos sean cancelados, evitando así las multas por no finalizar los proyectos y reteniendo sus garantías. Las reglas de la subasta también establecían que los ganadores no tendrán el derecho de reclamar compensación o de participar en las dos futuras subastas de energía de la reserva, que se celebrarán después de que esta licitación se complete.

El MME informó que a través de la subasta canceló contratos por 25 proyectos de energía eólica por un total de 307,7 MW y por 9 proyectos solares con una capacidad total de 249,7 MW, sin revelar más detalles.

La cancelación de estos proyectos se debió principalmente a la difícil situación económica de Brasil y a un exceso de oferta de energía, ya que el país sufrió una profunda recesión en 2015 y 2016. Como resultado, el gobierno brasileño también canceló las dos licitaciones de energía de reserva previstas para 2016. En cuanto a 2017, el MME ha anunciado recientemente que celebrará dos subastas de energía en diciembre, el Leilão de Energía Nova “A-4” y el Leilão de Energia Nova “A-6”. Sin embargo, solo la primera de estas dos subastas incluirá proyectos de energía solar. La licitación A-4 otorgará PPAs de 30 años a proyectos hidroeléctricos y PPA de 20 años para plantas eólicas, solares y de biomasa. La inclusión de la energía solar en una de las dos subastas es sin duda una buena señal para el mercado solar brasileño, ya que se rumoreaba de que la subasta no tendría lugar este año.

En las tres subastas celebradas por el gobierno brasileño entre 2014 y 2015 se asignaron alrededor de 3 GW de capacidad fotovoltaica a gran escala. Según la asociación ABSOLAR, aproximadamente 850 MW de plantas fotovoltaicas seleccionadas en estas subastas estarán operativas a finales de 2017.