Chile aprueba ley que persigue el 20 por ciento de renovables en 2025 y el sistema de licitaciones

El Senado chileno aprobó definitivamente la Ley 20/25 que decreta una participación del 20 por ciento de las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) en la matriz energética con cara al año 2025. En la sesión plenaria del 3 de septiembre, los senadores dieron luz verde a la incorporación escalonada de potencia renovable a la matriz energética, así como al sistema de licitaciones de energía aprobado ya por la Cámara de Diputados en el mes de junio. Para los contratos formalizados a partir de 1 de julio de 2013 se establece un 5 por ciento de ERNC en 2013, con incremento anual del 1 por ciento a partir de 2014 hasta alcanzar el 12 por ciento en 2020. Entre los anos 2021 y 2024 se establece un incremento del 1,5 por ciento anual hasta alcanzar el 18 por ciento, y un incremento del 2 por ciento en 2025 a fin de alcanzar el 20 por ciento de ERNC fijado para esa fecha.
El gobierno chileno se compromete con ello a realizar licitaciones públicas anuales para la provisión de los bloques anuales de energías renovables fijados para cumplimentar el objetivo de alcanzar el 20 por ciento de ERNC en el año 2025. En principio se prevé una licitación anual, que de no ser cubierta será sucedida por una segunda, siendo dos el número máximo de licitaciones anuales previstas. La potencia a licitar será determinada por la Comisión Nacional de Energía y no podrá superar el objetivo previsto para el tercer año posterior a la fecha de la convocatoria. El gobierno no tendrá obligación de convocar la licitación anual si el objetivo para esa fecha estuviera cubierto por la electricidad procedente de proyectos ERNC en operación, en construcción o bloques de energía adjudicados anteriormente. El precio de la energía adjudicado tendrá una vigencia de diez años desde la fecha desde el inicio del suministro.
Mientras la ampliación del objetivo de energía verde del 10 por ciento anterior al actual 20 por ciento fue aprobado unanimidad, ni el horizonte para lograrlo en 2025 ni el sistema de licitaciones contaron con el beneplácito de todos los senadores, aprobándose con 27 votos a favor y dos abstenciones. El senador Horvath, del partido Renovación Nacional de corte centroderecha-liberal y firma defensor del objetivo 20 por ciento en 2020 rechazado por la Cámara de Diputados, se abstuvo señalando que el acuerdo alcanzado en torno al plazo para alcanzar el objetivo y el sistema de concesiones "soslaya el tema fondo porque dilata la meta al año 2025 y permite que las energías fósiles sigan su dinámica". Añadió que el problema es el actual esquema de fijación de la energía que la hace más cara y que "el Estado no haya sido capaz de cambiar las reglas de juego", según indica un comunicado del Senado chileno.
No obstante, la Asociación Chilena de Energías Renovables (Acera) se muestra satisfecha con la aprobación definitiva de la Ley 20/25. Su presidente Alfredo Solar señaló a la prensa local que "la ley permitirá la real inserción de las ERNC a la matriz del país, dándole paso a las energías renovables no convencionales para ser parte real de la solución a la inminente crisis energética que podría vivir el país en el corto plazo". (Redacción)