“La fotovoltaica beneficiará a nuestros Adultos Mayores y nos dará agua potable”

Share

Con actos ceremoniales de agradecimiento a la ‘Pachamama’ (Madre Tierra), indígenas de Antofagasta pusieron en operación su primera planta de energía solar que alumbrará la vida de 47 familias que viven y trabajan en la región conocida como el Salar de Atacama, en Chile.

Héctor Cruz, informa que el proyecto de energía es parte de todo un plan de infraestructura que inició en el 2017, y los trabajos para edificar la planta solar empezaron apenas el año pasado: “La planta era un anhelo que hoy es realidad y celebramos el éxito de este proyecto. Podemos generar iniciativas relevantes para el pueblo con apoyo de empresas como SQM, que nos ayudó en el diseño, desarrollo y la ejecución, porque debemos dar respuesta a nuestra gente, a nuestros adultos mayores y proyectarnos hacia el futuro de forma sostenible.”

Lorenzo Mendoza vecino en Atacameña de Camar: “Antes no se podía tener un refrigerador para guardar la comida, se nos echaba a perder. Era complejo lavar y se padecieron varias necesidades médicas, sobre todo los adultos mayores. No teníamos luz, todo era con velas y otros métodos. Este proyecto es un sueño, ahora las personas pueden proyectarse en el pueblo, comprar su refrigerador, su lavadora, incluso su televisor. Esto mejora la calidad de vida de las personas.”

Carlos Díaz, vicepresidente de SQM: «Es un hito importante que se consolida después de cuatro años trabajando de forma cercana con las personas de Camar. Ellos querían tener su planta fotovoltaica independiente para poder iluminar y dar energía a todas sus casas e incluso les alcanza para echar a andar una planta de osmosis para hacer agua potable. Hoy Camar es más independiente y autosustentable. Como SQM apoyamos con compromiso los desafíos para que Camar progrese.”

La planta concebida bajo el concepto de Generación Distribuida es un proyecto fotovoltaico de 140 kWp y 720 kWh de almacenamiento. Considera seis filas de módulos, cada una compuesta por 56 paneles de 440 W y tres inversores. La planta generará electricidad para abastecer a todo el pueblo. El sistema tiene la capacidad de reducir la emisión de Gases Efecto Invernadero equivalente a sacar 40 automóviles de circulación al año.

El proyecto -que es financiado por SQM- fue diseñado por Energía Atacama y la construcción estuvo a cargo de la empresa de capital coreano Synertec.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.