Todos los años arden instalaciones fotovoltaicas, pero apenas hay registros

Share

En una conversación entre la plataforma estadounidense de pv magazine y el Centro Nacional de Datos sobre Incendios de EE. UU., no hay información disponible sobre el número de incendios en sistemas de energía solar, en tejados o sobre el terreno. El grupo dice que todavía no tienen un código para ello, así que no hacen un seguimiento, lo que significa que estos sucesos se engloban la categoría “otros”. La Asociación Nacional de Protección contra Incendios tiene una página relacionada con la seguridad de la energía solar fotovoltaica.

Pero tengo la sensación de que algunos no consideran estos hechos como “otro” tipo de sucesos.

En 2013, un almacén en Delanco, Nueva Jersey, se quemó hasta los cimientos. Aunque hubo problemas con el suministro de agua en el sitio, los bomberos no sabían con certeza cómo actuar debido a los 7.000 paneles solares instalados en el tejado. Este evento influyó en la definición de los requisitos actuales del Código Eléctrico Nacional que prevén el apagado automático a nivel de módulo, para proteger a los equipos de respuesta inmediata contra el riesgo del flujo de electricidad, incluso si los interruptores eléctricos principales del sitio han sido apagados.

La Comisión japonesa de investigación de la seguridad de los consumidores informó recientemente sobre 127 problemas solares en tejados, “incluidos los incendios”, que se produjeron durante un período de diez años que finalizó en noviembre de 2017. De ellos, trece provocaron incendios a partir de un módulo o cable, y siete de ellos se extendieron hasta el tejado, pero los siete incluían módulos fijados directamente a la estructura (tejas solares?). En octubre de 2018, había 2,4 millones de hogares con energía solar en los tejados de Japón.

Los estudios del grupo alemán Fraunhofer ISE señalan que hay más de 1,4 millones de instalaciones de energía solar en el país. Desde la fecha de publicación, el 1 de febrero de 2019, y desde hace 20 años, se han incendiado aproximadamente 350 sistemas de energía solar, un 0,006% según Fraunhofer. Se encontró que el sistema solar tuvo la culpa en 120 de esos casos, con daños severos en 75 casos – y pérdida total de edificios en 10 casos.

Considerando que los EE.UU. tienen alrededor de 2 millones de sistemas solares instalados, los datos anteriores son bastante comparables.

 

El Laboratorio Nacional de Energía Renovable de Estados Unidos (NREL, por sus siglas en inglés) analizó las normas mundiales sobre incendios relacionados con la energía solar y señaló los desafíos a los que hay que hacer frente.

La mayoría de las investigaciones señalan que las fallas de los equipos son aún más raras que los incendios mismos. Apretar las conexiones es el reto número uno, ya que las conexiones sueltas pueden provocar chispas que prenden fuego a los objetos cercanos.

El análisis de los incendios de almacenamiento de energía en Corea del Sur encontró también que los 23 incendios inspeccionados estaban todos relacionados con la instalación y el diseño, y no con los equipos. Además, en el enfrentamiento de Walmart y Tesla se menciona sobre todo de la calidad del trabajo de instalación y mantenimiento, y no del hardware, aunque se destacaron los módulos solares con puntos calientes.

Y, aunque no era un sistema sobre tejado, recientemente tuvo lugar un incendio cuando un pájaro “se estrelló contra un par de cables, creando un circuito eléctrico y una lluvia de chispas” e incendiando 1.127 acres que causaron daños por valor de 8-9 millones de dólares en una planta de energía solar de 250 MW, cerrando temporalmente el 84% de las instalaciones.