Tratan sobre fábrica de módulos solares en el estado brasileño de Rio Grande do Norte

Representantes del gobierno del estado brasileño de Río Grande do Norte y de la empresa china Bras Solar trataron esta semana sobre la instalación de una fábrica de módulos solares que se ubicaría en este estado del noreste de Brasil.
El gobierno regional informó que el vicegobernador Fábio Dantas trató sobre posibles incentivos fiscales para la fábrica, que se localizaría en concreto en el municipio de Sao José de Mipibu, y que las previsiones apuntan a un inicio de operaciones en 2017. "La previsión es que la fábrica genere 150 empleos directos y 200 indirectos y tenga una facturación inicial de 200 millones de reales por año", afirmó Dantas.
La zona del noreste de Brasil cuenta con un muy buen recurso solar y en ella están planeados un gran número de proyectos fotovoltaicos.
La potencia fotovoltaica acumulada se sitúa en tan solo 50 megavatios en la actualidad en Brasil, de los cuales 15 megavatios corresponde a plantas solares y el resto a instalaciones de medición neta. Sin embargo, en licitaciones nacionales que se han celebrado en los últimos dos años se han adjudicado tres gigavatios en proyectos fotovoltaicos.
La financiación de proyectos solares por parte del Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES) en Brasil está sujeta al cumplimiento de requisitos de contenido local. En el país se han anunciado un gran número de fábricas solares, no obstante en abril el BNDES informaba que tan solo cinco fábricas están acreditadas en el programa de contenido local Finame. (Redacción)