India podría instalar 2,8 GW fotovoltaicos en 2014

El programa de fomento a la solar indio Jawharlal Nehru National Solar Mission (JNNSM) se encuentra en compás de espera desde hace meses. El gobierno de Nueva Delhi aún no se ha decantado por la continuidad del mismo, entre otras cosas por la controversia sobre las exigencias de contenido local y las posibles medidas contra la importación de módulos solares baratos, los problemas de presupuesto y las inminentes elecciones. Aun así, los expertos del sector esperan que esa apatía termine pronto. "Calculo que el gobierno haga público en noviembre la segunda fase el programa JNNSM y que se haga hincapié en las oportunidades que ofrece la solar como parte de la campaña electoral", afirma a pv magazine Chiranjeev Saluja, director de la empresa Premier Solar Systems. Las elecciones están previstas para mayo de 2014.
Desde febrero no se han producido más inscripciones de proyectos de conexión a red debido a la no consecución de la segunda fase del programa nacional JNNSM. No obstante, muchos estados indios sí han estado activos en este campo, entre ellos Gujarat, donde se están ejecutando proyectos, como confirmaron un buen número de empresas participantes en el congreso y feria Renewable Energy India Expo (REI), celebrado en Greater Noida entre los días 12 y 14 de septiembre. "Tenemos más proyectos en 2013 que en años anteriores", dice Giancarlo Chiapparoli, director de desarrollo de negocio del fabricante italiano de inversores Bonfiglioli. Calcula para este año con 400 megavatios; entre enero y junio han vendido 300 megavatios. Bongifliori tiene intención de iniciar actividades de producción en noviembre.
La filial en India del proyectista alemán Enerpac Energy, Kayanram Udathu, también estima que los pronósticos son positivos. A la cartera de proyectos de conexión a red en los diferentes estados se suma un proyecto de autoconsumo comercial de 2,14 megavatios en Nueva Delhi. No obstante todos son optimistas, Yogesh D. Dabhade, director general de Belectric Photovoltaic India, estima por el contrario que "debido a la fuerte presión de costes, reforzada por la devaluación de la rupia, todos nuestros proyectos en India se encuentran en el dique seco".
Una visión intermedia la dio Chiranjeev Saluja de Premier Solar. Debido a la creciente entrada de módulos baratos de China, la empresa solo produce un limitado stock en el país, por lo que ha reforzado su línea de negocio como empresa EPC y participado en numerosos proyectos regionales. Entre ellos se cuentan nuevos proyectos de aparcamientos solares de 50 kilovatios de potencia para el autoconsumo de Hyundai. Saluja también percibe un incremento de la demanda en el sudeste asiático, así como en Europa y Estados Unidos, debido a la imposición de aranceles de importación al producto solar chino, por que intentan reforzar su posición en Europa el segmento de módulos de precio en torno a los 56 céntimos de euro. La empresa tiene intención de abrir nuevas dependencias en la ciudad alemana de Múnich.
La actual edición del evento REI dejó un crisol de luces y sombras sobre el mercado fotovoltaico actual en India. Con cerca de 11.000 visitantes y casi 500 expositores en la parte ferial, el evento REI experimentó un incremento de aproximadamente el 10 por ciento con respecto al año anterior. Lo que podría ir en aumento: "Calculamos que el año próximo India experimente un aumento de nueva potencia de mínimamente 2,8 gigavatios", indica el analista Jasmeet Khurana de Brigde to India. Para este año se estima que la nueva potencia fotovoltaica conectada a red alcance el gigavatio. (Hans-Christoph Neidlein)