Un nuevo recubrimiento aumenta la eficiencia de las células solares en un 20 %, según investigadores rusos

Combinando las características de un electrodo y las de una estructura de atrapamiento óptico, el nuevo recubrimiento de células solares desarrollado por científicos de la Universidad ITMO mejora la eficiencia total de la célula solar en un 20 %.

Este recubrimiento contiene micropartículas de vidrio y disminuye la reflexión de la luz de las células, por lo que evita el sobrecalentamiento del electrodo transparente y optimiza el grosor de la capa activa, según muestran los resultados de la investigación publicada en la revista científica Optics Letters.

“Para crear tales estructuras en la superficie de una célula solar, usamos el método de deposición de la capa atómica de óxido de zinc de aluminio. Literalmente, construimos estos electrodos átomo por átomo”, explica Mikhail Omelyanovich, autor principal del artículo. “Como resultado, la eficiencia general de la célula solar se mejora en un 20 %. Además, un electrodo de este tipo se puede utilizar para células solares de capa fina compuestas por cualquier material que no sea amorfo”.

Los investigadores subrayan que la fabricación de células solares con un revestimiento superficial de este tipo no requiere una tecnología compleja, y el proceso puede adaptarse fácilmente para la producción en masa.

“Hace tres años, tratamos de cubrir la superficie de la célula con microesferas. A pesar de mejorar significativamente la absorción de luz, el mayor inconveniente fue una alta tasa de reflectancia. Consideramos eliminar la parte superior de las microesferas para hacer algo similar a una lente que enfocaría la luz en la célula solar. Sin embargo, mientras trabajábamos en la realización práctica de esta idea, encontramos una estructura mucho mejor. En general, la solución final superó nuestras expectativas en base a cálculos teóricos”, dijo Omelyanovich.