Autorizados proyectos por una inversión de más de $1.000 millones en México

La Comisión Reguladora de Energía (CRE) ha otorgado autorización hasta el momento para un total de 17 proyectos fotovoltaicos bajo los esquemas de autoabastecimiento o pequeño productor que suman una inversión estimada de más de 1.000 millones de dólares estadounidenses y una potencia de 274 megavatios, según los últimos datos publicados por el organismo regulador mexicano. La mayor parte de los proyectos aprobados está en construcción.
Este año ya se han autorizado siete proyectos fotovoltaicos con una potencia total de 134 megavatios. En su mayor parte, cinco de ellos, se trata de proyectos en la modalidad de pequeño productor. El año pasado recibieron autorización un total de nueve proyectos fotovoltaicos que suman 105 megavatios de potencia. De los proyectos aprobados el año pasado sólo tres están bajo este esquema. En 2011, el primer año en ser aprobadas plantas fotovoltaicas por parte de CRE, se dio luz verde a 33,6 megavatios.
Las últimas plantas solares en obtener permiso de CRE fueron un proyecto presentado por la empresa Aparse S.A. de C.V. de 23 megavatios autorizado el pasado 9 de mayo y los proyectos de Rho Solar S. de R.L. de C.V. de 31,2 megavatios y de Plamex S.A. de C.V. de 1,1 megavatios, ambos autorizados en abril.
A fecha de 31 de marzo de 2012 se habían autorizado 14 proyectos fotovoltaicos para los que CRE revela que la inversión estimada asciende a 1.095 millones de dólares estadounidenses. El mayor proyecto autorizado, y el que requerirá una mayor inversión, es un parque fotovoltaico de 38,75 megavatios de potencia y una inversión de 193,75 millones de dólares que ha presentado Servicios Comerciales de Energía S.A. de C.V.
En los proyectos bajo la modalidad de autoabastecimiento se cierran contratos de compraventa de electricidad con clientes privados o públicos como por ejemplo municipios. En pequeño productor se vende la electricidad directamente a la Comisión Federal de la Electricidad (CFE). Esta última empresa, una entidad mexicana paraestatal, también tiene proyectos fotovoltaicos en propiedad. El primer megavatio en ponerse en operación en México fue una planta fotovoltaica de un megavatio de potencia en Santa Rosalía, en Baja California Sur, que fue inaugurada en octubre del año pasado.
CFE también tiene un proyecto de cinco megavatios de potencia en Mexicali, en Baja California, en el que se han instalado módulos cristalinos, de capa delgada y de alta concentración. El objetivo de CFE con estos proyectos es realizar pruebas con el fin de evaluar si incorpora centrales fotovoltaicas de mayor tamaño.
De hecho, en México se baraja el lanzamiento de licitaciones para plantas fotovoltaicas. "Estamos a la espera, pero todavía no se sabe para cuándo", ha señalado el presidente de la Asociación Nacional de Energía Solar (ANES), Álvaro Lentz, a pv magazine. Según esta asociación, la potencia fotovoltaica acumulada en México, tanto en proyectos aislados como de conexión a red, se situaba a finales del año pasado en cerca de 53 megavatios.
Si bien en México, como en otros países Latinoaméricanos, los proyectos fotovoltaicos a gran escala avanzan, la mayor parte de la potencia fotovoltaica instalada en la actualidad corresponde a sistemas aislados. Y en sistemas de conexión a red, la mayoría de las plantas son instalaciones bajo el esquema de generación distribuida de hasta 500 kilovatios de potencia, en el que a finales del año pasado había 10,5 megavatios instalados. (Blanca Díaz)