Brasil: Banco do Nordeste amplía financiación a renovables

La entidad brasileña Banco do Nordeste anunció que amplía la financiación para proyectos de energías renovables. La entidad pondrá a disposición financiación para centrales de varias tecnologías renovables, entre ellas fotovoltaicas.

Según indica en un comunicado, esta ampliación de las líneas de financiación se debe al aumento de la financiación para este proyectos energéticos aprobado por el gobierno central la semana pasada con el fin de diversificar la matriz eléctrica.

El Ministerio de Integración Nacional estima que con los incremento aprobados en los Fondos Constitucionales y de Desarrollo de las regiones Norte, Noreste y Centro-Oeste aumentarán en 1.500 millones de reales brasileños (425 millones de dólares estadounidenses) las contrataciones para proyectos de renovables en conjunto en estas regiones. Este incremento de los fondos está recogido en la norma gubernamental Portaria 68 publicada la semana pasada en el boletín oficial.

El Banco do Nordeste proporcionará financiación por hasta el 60 por ciento de la inversión para centrales de energías renovables, con un plazo de hasta 20 años y un plazo de carencia por hasta ocho años.

"Para estos sectores, es extremadamente positivo contar con las líneas de crédito para impulsar sus actividades, especialmente en un momento de desafíos económicos. Todavía más si consideramos que estas iniciativas, como la energía fotovoltaica, tienen un gran potencia en áreas del interior, como el Semiárido", afirmó el directivo del banco José Rubens Dutra Mota.

En la Región del Nordeste de Brasil están ubicadas las zonas con mejores índices de irradiación del país. En varios estados del Nordeste, como Bahía, Pernambuco y Piauí, hay planeados varios grandes proyectos fotovoltaicos.

Por otro lado, en el comunicado el Banco do Nordeste también señala estar mejorando los productos para financiar instalaciones de medición neta, en especial fotovoltaicas.

El pasado primero de marzo se introdujeron en Brasil modificaciones en la normativa de medición neta para impulsar este segmento. Entre las novedades en el esquema se encuentra el aumento del límite de potencia de los proyectos a cinco megavatios y un incremento del periodo de uso de los créditos a 60 meses. A finales de 2015, la potencia de las instalaciones solares de medición neta se situaba en 13,4 en conjunto en Brasil. (Redacción)