Obama marca un 20 % de renovables en 2020 para las agencias federales

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha aumentado los objetivos de demanda eléctrica cubierta con energías renovables en instalaciones de las agencias federales y ha marcado una meta del 20 por ciento renovable en el año 2020 con el fin de reducir las emisiones de carbono.
Para llegar a este objetivo se han fijado metas intermedias. Al menos el 10 por ciento de la demanda de electricidad de dichas instalaciones será cubierta con renovables en 2015 mientras que para los años 2016 y 2017 se ha marcado un mínimo del 15 por ciento. Por último, para los años 2018 y 2019, el objetivo es del 17,5 por ciento.
El memorándum firmado por el presidente estadounidense establece que para alcanzar dichos objetivos se utilizarán certificados de energías renovables. En los próximos cuatro meses elaborarán recomendaciones sobre la implementación de dichos certificados. Asimismo el memorandum establece un plan de trabajo para implementar los nuevos objetivos de energías renovables así como otras acciones de gestión de la energía. En el plan de trabajo participan la Agencia de Protección del Medio Ambiente (EPA, por sus siglas en inglés) y el Departamento de Energía (DOE, por sus siglas en inglés), entre otros organismos.
Junto con los objetivos de renovables, el memorandum también establece medidas para estimular la eficiencia energética y la gestión de la energía en las instalaciones de las agencias federales, así como tener un mayor control del consumo energético.
Por su parte, la Asociación de las Industrias de Energía Solar (SEIA, por sus siglas en inglés), ha celebrado el anuncio del presidente estadounidense. El presidente de esta organización Rhone Resch ha puesto puesto de relieve que con los nuevos objetivos se contribuirá a reducir las emisiones de carbono y ha subrayado también el papel que juega la energía solar para ello. "Este momento es un hito en la historia de nuestra nación. Hoy, el cambio climático es real y una amenaza creciente para América y para el resto del mundo".
Resch ha subrayado que la solar contribuye en la lucha contra el cambio climático. "La industria de la energía solar de América también está haciendo su parte. Hoy, la energía solar es una de las fuentes de energía que crece a mayor velocidad en Estados Unidos y recientemente se sobrepasaron los diez gigavatios de potencia instalada en Estados Unidos, lo cual es suficiente para suministrar electricidad a más de 1,7 millones de hogares americanos. Lo que es más, este año esperamos conectar más potencia solar que el líder mundial Alemania". (Redacción)